Páginas

Linfedema: factores causantes y desencadenantes

El edema es un cúmulo de líquido en el espacio intersticial de los tejidos. Si el edema se debe a causas linfáticas se denomina linfedema. En nuestro medio el linfedema mas frecuente es el linfedema postmastectomia.

Existen varios factores causantes y/o desencadenantes del linfedena.

Linfadenoctomia axilar. La linfadenectomia es la extirpación con fines diagnósticos o terapeuticos de los ganglios axilares. Al extirpar vasos y sobre todo ganglios linfáticos, disminuye la capacidad del sistema linfático de drenar la linfa. La linfadenectomia de los dos niveles axilares tiene menor riesgo de provocar un linfedema que cuando se realiza en los tres niveles.

La biopsia del ganglio centinela sin linfadenoctomia reduce sustancialmente el riesgo del linfedema aunque no lo elimina por completo.

• La aplicación de radioterapia por la lesión en los tejidos que produce (quemadura, obstrucción linfática y fibrosis) disminuye o ralentiza la circulación linfática. Si se asocia linfadenectomía total de ganglios más radioterapia existen más posibilidades de desarrollar linfedema. La radioterapia no solo puede obstruir la desembocadura final a nivel axilar sino que también puede impedir la derivación linfática hacia otras zonas de desagüe cuando la fibrosis y las adherencias comprometen tejido. Por ejemplo si apareciera fibrosis postradioterapia en el hombro se dificultaría o impediría la circulación linfática por la zona deltoidea; esta circunstancia dificulta el drenaje linfático manual. La radioterapia de la zona ganglionar puede ser accidental o planificada.

La extirpación (linfadenectomia) o lesión (radioterapia) de los vasos linfáticos son en realidad las causas originales del linfedema, el resto de los factores actuan más bien como desencadenantes o agravantes.

Metástasis tumoral. En la axila. El tumor puede llegar a obstruir los vasos linfáticos axilares y provocar linfedema. Esta causa en infrecuente.

Aplicación de quimioterapia. Puede disminuir las defensas y existe mayor riesgo de infección bacteriana o micótica

Complicaciones postoperatorias de las heridas (infección, inflamación, fibrosis).

• Aparición de flebitis en el postoperatorio inmediato. Cualquier enfermedad venosa en el brazo puede acabar desarrollando linfedema debido a la disminución de la reabsorción venosa que sobrecarga el sistema linfático al aumentar la filtración arterial.

Obesidad. La obesidad provoca una sobrecarga del sistema venoso y linfático. A mayor porcentaje de tejido graso mayor probabilidad de que este se edematice ya que el edema se instaura en el medio intersticial. Puedes leer la noticia; la obesidad aumenta el riesgo del lindema asociado al cáncer

Presencia de cicatrices (sobre todo si causan retracción de la piel). La retracción de la piel en la zona axilar puede empeorar el linfedema sobre todo si también existe fibrosis al dificultarse la circulación linfática

• Aparición de infecciones en el brazo afectado (erisipelas, celulitis, linfangitis,...). Las infecciones exigen un esfuerzo extra al sistema linfático y pueden lesionar los vasos linfáticos. La aparición de infecciones puede provocar un círculo vicioso en el cual la infección sea seguida del linfedema que a su vez provoca otra infección.

• Exceso de ejercicio físico. El exceso de ejercicio físico puede sobrecargar el sistema linfático al haber un aumento de la filtración arterial. Las pacientes deben hacer ejercicio físico o deporte con regularidad, pero deben buscar el equlibrio, deben encontrar la cantidad o calidad de ejercicio que les resulta benificiosa.


Palabras clave: linfedema, causas, agraventes.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Los comentarios están moderados.
No escribas con abreviaturas.
Intenta no cometer faltas de ortografía