Páginas

Masaje tras la liposucción

El drenaje linfático manual es la base de cualquier tratamiento post cirugía estética. Es especialmente efectivo después de la liposucción para la eliminación más temprana del edema.

Además del drenaje linfático manual, existen otras maniobras y técnicas de masaje que pueden realizarse en el tratamiento tras la liposucción o lipoescultura. Entre ellas destacamos:

Maniobras de retorno venoso (deslizamientos profundos ó presión con deslizamiento).

Con esta maniobra de masaje, favorecemos el retorno venoso. No debemos olvidar que el edema resultante de la liposucción, además de por el sistema linfático, también es reabsorbido por el sistema venoso. Los deslizamientos siempre se realizan de forma centrípeta siguiendo la dirección del retorno venoso. Para efectuarla apoyamos la mano sobre el tejido y ejercemos un avance sobre la piel (procurando deslizar nuestras manos sin arrastrar la piel); no realizaremos demasiada presión, y adaptamos nuestras manos y dedos a los ángulos corporales. La velocidad de ejecución es lenta, en recorrer la pierna entera tardaremos 10 segundos aproximadamente. Para efectuarla utilizamos aceites esenciales (disueltos en un aceite base) que activen el drenaje venoso y linfático como por ejemplo: ciprés, geranio, pino. También puede utilizarse gel de efecto frio o aloe vera.
Esta maniobra podemos comenzar a utilizarla a partir de los 15 días. Con ella finalizaremos la sesión.

Fricciones localizadas.

La fricción es una maniobra de masaje muy útil en el tratamiento de la fibrosis que aparece tras la liposucción. La realizamos pasadas seis semanas de la liposucción.
Para efectuarla nuestros dedos se "adhieren” a la piel del paciente y se desplazan ejerciendo presión con un movimiento de vaivén sobre las estructuras subyacentes, las fricciones son transversas, circulares o longitudinales, lo que realmente se desplaza es la piel del paciente sobre estructuras más profundas, nunca nuestros dedos sobre la piel. La presión en la maniobra puede ser constante o intermitente (la maniobra se divide en un momento e fricción y en otro en el que solo se acompaña la piel sin efectuar presión sobre la misma). Para facilitar la adherencia no se utiliza ninguna sustancia lubricante. La fricción tras la liposucción, siempre ha de ser superficial, el objetivo en el postoperatorio es eliminar la fibrosis no actuar a nivel muscular o articular.
La aplicación de ultrasonidos puede complementar o sustituir la utilización de la fricción.

Pinzado rodado.

Las maniobras de pinzado rodado ayudan a regularizar la superficie de la piel, son de utilidad cuando aparece fibrosis o superficie irregular. Para efectuarla cogemos con los dedos, un pliegue de piel y tejido graso, y lo vamos desplazando a la vez que avanzamos. El pinzado rodado puede aplicarse con precaución a partir del mes.

Amasamientos.

Los amasamientos pueden utilizarse a partir del mes de la liposucción, deben utilizarse con precaución porque podrían impedir la correcta retracción de la piel y su adaptación al menor volumen conseguido tras la liposucción; hay que tener especial cuidado en la amplitud y fuerza de las maniobras. Un exceso de movilización de la piel, puede determinar una mayor flacidez.

Palabras clave; liposucción, masaje, drenaje linfático manual.

4 comentarios:

  1. Las pacientes que luego de una liposucción de abdomen presentan fibrosis persistente, tienen alguna posibilidad de tratamiento que no sea volver a entrar a pabellón?

    ResponderEliminar
  2. Si, la fibrosis se puede tratar con masaje, ultrasonidos, termoterapia, lpg...

    Es necesarios hacer un correcto diagnóstico y despues prescribir el tratamiento adecuado

    ResponderEliminar
  3. me hice una lipo ahce mas o menos un año, despues de eso segui todo lo que el doc me dijo, pero... presento fibrosis, aun siento adormecimiento de las zonas tratadas, y ademas de todo tengo la piel full flacida por zonas.. sobretodo al rededor de la cintura.. como puedo solucionar ese problema?? gracias por ayudarme o sugerirme algo..

    ResponderEliminar
  4. A mi me realizaron una liposupcion en el abdomen y por consejo de mi médico un masajista me realizó 10 se siones de masaje, y fue increible la recuperación. En principio me encontraba muy hinchada y con ematomas. En las primeras tres sesiones de masaje ya noté que los ematómas se reducian considerablemente y también la fibrosis con las diez sesiones desaparecieron del todo.
    Estoy super contenta con el resultado. Si os puedo servir de alguna ayuda correo es paula_sanch@hotmail.com.

    ResponderEliminar

Los comentarios están moderados.
No escribas con abreviaturas.
Intenta no cometer faltas de ortografía