Páginas

Tratamiento del linfedema postmastectomia. Ejemplo práctico.

El linfedema post-mástectomía puede aparecer, tras la interrupción del flujo linfático del brazo,como consecuencia de la linfadenectomía (extirpación de los ganglios axilares) total o parcial y/o de la radioterapia de los ganglios linfáticos axilares.
Suele comenzar a manifestarse de proximal (en el brazo) a distal, aunque también puede aparecer inicialmente de forma distal (en la muñeca o en los dedos).
Existen circunstancias agravantes o desencadenantes como por ejemplo: punciones en el brazo, flebitis postquirúrgica, masaje vigoroso sobre el brazo, linfangitis, erisipelas…

El número y porcentaje de pacientes afectadas, es imposible de calcular. Las fuentes bibliográficas presentan estadisticas muy dispares. Muchas mujeres tienen un linfedema en el brazo y lo desconocen.

Drenaje Linfático Manual. (DLM).

El drenaje linfático manual, es la técnica principal, en el tratamiento del linfedema postmastectomia, y además, un excelente medio de prevención. Sus efectos principales son:

• la reabsorción total o parcial del edema al permitir que el líquido intersticial penetre en los vasos linfáticos
• la mejora de la motricidad de los linfangiones (unidades linfáticas que se contraen empujando la linfa), con lo que se verá aumentada la velocidad de la circulación linfática.
• favorecer la creación de anastomosis (conexiones) linfolinfáticas que nos ayudan a derivar la circulación linfática, de las zonas estancadas a otras zonas donde acabará drenando hacia zonas de desagüe ganglionar.

¿Se puede realmente redirigir la dirección de la circulación linfática?

El éxito del tratamiento con drenaje linfático manual, no solo es la reabsorción del edema, sino tambien la posibilidad de redirigir la circulación linfática superficial hacia nuevas zonas.
Al planificar los tratamientos, es importante conocer las posibles vías de derivación hacia donde podemos redirigir la linfa. Hay que dirigir la corriente linfática hacia los ganglios próximos, que mantengan su función linfática.

La linfa puede derivarse de unas zonas a otras a través de tres mecanismos:

1. puesto que los capilares linfáticos no tienen válvulas, la linfa en su interior puede desplazarse libremente en cualquier dirección lo que permite su desplazamiento manual.

2. la presencia de anastomosis en las divisorias linfáticas permite asimismo la derivación manual.

3. en caso de edema, las válvulas pueden quedar dañadas, o incluso el vaso linfático puede dilatarse, circunstancia que permitiría el reflujo, pero también el drenaje manual en contrasentido.

Existen varias posibilidades de derivación linfática. Presentamos, tan solo un ejemplo práctico.
En este caso se trataria de una paciente afectada de linfedema en el brazo izquierdo. La derivación linfática se realiza hacia la axila contralateral y hacia la ingle del mismo lado.
Es imprescindible, el diagnóstico del tejido, la posible presencia de fibrosis, adherencias o zonas irradiadas puede condicionar el tratamiento.


Secuencia práctica

Secuencia en el brazo, realizando movimientos de Vooder:

1. bombeos de proximal a distal en brazo.
2. bombeos de proximal a distal en antebrazo o bombeos y dadores en antebrazo
3. círculos con pulgares en manos.
4. repetir las tres secuencias anteriores, de distal a proximal.
5. giros o círculos avanzados desde los hombros hacia la axila contralateral.
6. bombeos desde hombros a cadena ganglionar del cuello del mismo lado.
7. bombeos por el costado desde axila afectada a ingle del mismo lado.
8. con la paciente de costado hacia el lado sano; círculos avanzados o giros desde axila afectada a axila del lado no afectado.


Nota: la tradición del método obliga a realizar el drenaje linfático, en primer lugar en la mama contralateral (la que conserva intacta la función linfática). Nosotros preferimos comenzar el trabajo directamente sobre el brazo edematizado. Además de las maniobras clásicas de Vooder (Círculos, bombeos, dadores), también se pueden añadir los movimientos anti-edema o anti-fibrosis.

Secuencia realizando movimientos de Leduc.

Los movimientos de Leduc (Reabsorción y llamada) pueden sustituir o complementar las maniobras de Vooder.

¿Es suficiente el drenaje linfático manual para tratar el linfedema?

El drenaje linfático manual, puede ser suficiente, para prevenir el linfedema postmastectomia. También para tratar un linfoedema reciente, de poca entidad y que no ha desarrollado fibrosis.

En caso de grandes linfedemas o linfedemas crónicos, sobre todo cuando presentan zonas fibrosas, puede ser necesario la utilización de:

- vendaje compresivo
- kinesiotape
- manguitos de contención.

Además es necesaria, una higiene de la piel y realizar ejercicios físicos con el brazo afectado.

Información relacionada:

Linfedema y reconstruccion de mama
Kinesiotape en linfedema
Prevención del linfedema (enlace externo)

Bibliografía

FERNÁNDEZ ADORA: Linfedema de la extremedidad superior postintervención qurúrgica en el carcinoma de mama. Revista española de masaje, técnicas manuales y terapias naturales, nº14.
FERNÁNDEZ ADORA y LOZANO CONXITA: Drenaje linfático manual. Ediciones Nueva Estética. Barcelona.1998.
LEDUC, ALBERT y LEDUC, OLIVIER: Drenaje Linfático. Teoría y Practica. Másson. 2003
SERRA ESCORIHUELA , MARGARITA: Linfedema, métodos del tratamiento aplicados al edema del miembro superior post-mastectomía. Grupo FAES
FÖLDI, FÖLDI Y KUBIK: Texttbook of Lymphology for Physicians and Lymphedema Therapist. Urban And Fischer (2003). Germany
ZUTHER, JOACHIM E. : Lymphedema Management. The compressive Guide for practitioners. Thieme. Germany. 2005
TORRES,M; SALVAT,I: Guía de masoterapia para fisioterapeutas. Ed Panamericana. Madrid. 2006.

Palabras clave: linfedema, tratamiento, drenaje linfatico manual.

1 comentario:

  1. Mis felicitaciones por este blog.Felicitaciones por la sencillez del lenguaje y por la seriedad con que se trata el tema.

    ResponderEliminar

Los comentarios están moderados.
No escribas con abreviaturas.
Intenta no cometer faltas de ortografía